Pocas posibilidades para un acuerdo MERCOSUR-UE para finales de octubre

18 Octubre 2004

El Mercosur y la Unión Europea realizarán esta semana una última reunión antes del cambio de funcionarios ejecutivos en la Comisión Europea con bajas expectativas de destrabar las empantanadas negociaciones para alcanzar un acuerdo de asociación estratégica birregional.

No se espera que la reunión, prevista para el miércoles, en la portuguesa ciudad de Lisboa, resulte en avances significativos ya que, por lo anticipado, ni la delegación sudamericana ni la europea estarán formadas por funcionarios políticos de alto rango.

Según adelantó a la prensa de su país el canciller uruguayo Didier Opertti, el bloque sudamericano conformado también por Brasil, Argentina y Paraguay llevará a Lisboa una propuesta que reclamará "crear condiciones" para establecer una base en las gestiones por una zona de libre comercio con la UE.

El documento tomó como base un borrador de la cancillería brasileña, que conduce Celso Amorim, -que ejerce la presidencia pro tempore del bloque- y al que le dieron el visto bueno los ministros de relaciones exteriores de Uruguay; de la Argentina, Rafael Bielsa; y del Paraguay, Leila Rachid.

Opertti aclaró que no podrá realizarse un acuerdo de medio término, como indicaban algunas versiones, con el contenido acordado hasta ahora entre los dos bloques, dejando para una segunda etapa los capítulos conflictivos de intercambio comercial, servicios, inversiones y compras públicas.

"Alguien propuso dividir los capítulos de política y cooperación por un lado, en los que hay mayor entendimiento, para dejar para más tarde el capítulo comercial, pero eso no es posible porque la negociación es un paquete único", argumentó el ministro de Uruguay.

Así, todo hace prever que la definición del acuerdo quedará para la gestión del sucesor de Pascal Lamy como comisario europeo de comercio, el británico Peter Mandelson. El futuro funcionario de la UE dijo al presentarse ante el Europarlamento que "estoy más a favor de la calidad que de la rapidez" para cerrar las negociaciones, y comprometió que si las tratativas no finalizan antes del 31 de octubre, "entonces yo seguiré ese trabajo".

Empresarios apoyan la demora

En tanto, sindicatos y organizaciones no gubernamentales del MERCOSUR coincidieron en aprobar el aplazamiento de las negociaciones para poner en marcha el acuerdo y reclamaron mayor transparencia y acceso a la información en las discusiones gubernamentales. En cambio, las entidades empresarias de la región sudamericana se quedaron divididas entre quienes aprueban la impasse y quienes demandan celeridad para cerrar el tratado.

En el sector de los negocios, la Coalición Empresarial Brasileña pidió que se aplacen las negociaciones alegando que "las incertidumbres sobre las ganancias y la gran distancia entre las posiciones no recomiendan la conclusión de las negociaciones al final de octubre".

En el mismo sentido, el asesor en comercio exterior de la asociación de micro y pequeñas empresas de San Pablo (Brasil), Daniel Marioun, consideró en diálogo con Puentes que la postergación del acuerdo dará "tiempo para prepararse para enfrentar el nuevo escenario" a las empresas del cono sur.

"Todavía tienen muy poco acceso a la información y para poder aprovechar las ventajas de un acuerdo deben poder conocer en profundidad las reglas", sostuvo el empresario y consultor brasileño.En el mismo sentido, el coordinador del consejo consultivo de la sociedad civil de la Argentina, el diplomático Hugo Varsky, explicó que la mayoría de los sectores que representan a los sindicatos y las ONG´s aprueban los capítulos de cooperación que incluye el acuerdo entre el MERCOSUR y la UE, pero "siguen preocupados por la posibilidad de que exista una negociación en las sombras, donde se estén discutiendo capítulos y elementos sensibles de la política interna de la región".

De todas maneras, Varsky diferenció la percepción que existe en la región del acuerdo con la UE y el ALCA. "Todos entienden la importancia política de un acuerdo con Europa, algo que todavía no sucede con la negociación del ALCA, que encuentra resistencia política".

En la otra vereda, el Foro Empresarial Mercosur-Unión Europea (MEBF) hizo un "llamamiento urgente" a las autoridades para que sean "lo suficientemente flexibles para terminar un acuerdo" con la actual Comisión Europea para no desperdiciar "las importantes oportunidades" que se presentan para las empresas de ambos lados y que "perderían si este acuerdo se aplaza".

Reportaje ICTSD y CINPE

18 Octubre 2004
El proceso de negociación para finalizar la conformación de la Unión Aduanera Centroamericana pretende cumplir con el Plan de Acción definido por los diferentes países Centroamericanos de lograr -...
Share: 
18 Octubre 2004
El día de hoy, lunes 18 de octubre, se reúnen por decimatercera vez los cancilleres de los países de la Asociación Latinoamericana de Integración (ALADI), en el Consejo de Ministros de Relaciones...
Share: