Nuevos avances del proceso de apertura cubano

2 Marzo 2016

El inicio de las conversaciones hacia la normalización de las relaciones diplomáticas entre Cuba y Estados Unidos a fines de 2014 ha permitido aligerar algunas restricciones comerciales; sin embargo, el bloqueo comercial continúa vigente con diversas implicancias.

 

La reconstrucción de las relaciones diplomáticas y comerciales entre Cuba y Estados Unidos (EE.UU.) constituye, sin duda, un elemento positivo en el escenario internacional. No obstante, el proceso de reapertura comercial ha traído diferentes reacciones en el sector empresarial estadounidense. Por un lado, están quienes piden el cese del bloqueo con prontitud, en tanto ven oportunidades de negocios con Cuba; por otro, hay empresas como Bacardi y Pernod Ricard, quienes tienen intereses encontrados al respecto.

La lucha de Bacardi contra Cubaexport –socio cubano del fabricante francés de licores, Pernod Ricard– por la distribución mundial del ron más emblemático de Cuba, Havana Club, tiene una data de más de 20 años. Cubaexport obtuvo el registro de la marca en EE.UU. en 1976, pero no había podido renovarla a causa del embargo.

Dicha situación ha provocado diferencias en la distribución de la marca. Bacardi, que destila su ron en Puerto Rico, está autorizada a vender la bebida en tiendas y bares selectos de EE.UU.; mientras que Pernod Ricard lo hace en el resto del mundo gracias a un acuerdo que alcanzó en 1993 con el Gobierno cubano, constituyendo una empresa mixta a través de la cual distribuye más de 4.5 millones de cajas de Havana Club en más de 125 países, según cifras de 2015.

Esta situación se vio alterada el pasado 16 de febrero por el Departamento del Tesoro de EE.UU., tras el visto bueno de la Oficina de Marcas y Patentes sobre la renovación de la vigencia de la marca Havana Club a la compañía Cubaexport por una duración normal de 10 años.

La renovación de la marca incluso llegó al Órgano de Solución de Diferencias de la Organización Mundial del Comercio (OMC), cuando en julio de 1999 las Comunidades Europeas, hoy Unión Europea, solicitaron consultas (DS176) con EE.UU. por el artículo 211 de la Ley Omnibus de Asignaciones de 1998 que, a grandes rasgos, prohibía el reconocimiento de marcas confiscadas por el Gobierno cubano.

La decisión del Órgano de Apelación de la OMC determinó que la aplicación del referido artículo implicaba la violación de las normas del comercio internacional, en particular las de derechos de propiedad intelectual.

Las reacciones por la renovación de la marca no se han hecho esperar. Según reseña World Trade Online, el portavoz de Bacardi dijo que la compañía no solo continuará su lucha por la marca en los tribunales y en el Congreso de EE.UU., sino que también está apelando la decisión de la Oficina de Marcas y Patentes a fin de revertir su decisión; aunque reconocen que dicha oficina no tiene ninguna obligación de revisar o actuar sobre la petición.

Restablecimiento de vuelos comerciales
En otra arista comercial, la situación con respecto a los vuelos comerciales hacia Cuba, cancelados hace ya más de 50 años, cambiará tras el anuncio del pasado 16 de febrero sobre la firma de un memorando de entendimiento sobre aviación civil entre Cuba y EE.UU., el cual permitirá a las aerolíneas de ambos países concertar acuerdos comerciales de colaboración, tales como códigos compartidos y contratos de arrendamiento de aeronaves, entre ellas o con aerolíneas de terceros países.

El acuerdo no excluye los vuelos chárter que operan actualmente y que contemplan 20 vuelos diarios a La Habana y diez vuelos diarios a otros aeropuertos cubanos, esperándose que los primeros vuelos comiencen a operar a fines de 2016.

Relaciones diplomáticas
La visita oficial de Raúl Castro a Francia a inicios del mes de febrero constituyó la primera de un jefe de Estado cubano en más de 20 años. Esto refuerza las buenas relaciones que mantienen las partes y, de alguna manera, responde a la visita a Cuba que el propio presidente de Francia, François Hollande, realizó en mayo de 2015 (ver Puentes, mayo 2015).

Cabe destacar que Cuba se encuentra en negociaciones desde 2014 para alcanzar un Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación que si bien no contempla el arista comercial, sí se espera que contribuya a un incremento de las inversiones europeas (ver Puentes, marzo 2014). Al respecto, la séptima ronda de negociaciones se llevará a cabo entre el 3 y 4 de marzo en La Habana.

No obstante todo lo anterior, aún queda por hacer. Bruno Rodríguez Parrilla, ministro cubano de Relaciones Exteriores, comentó en una reciente entrevista que si bien “ha habido progresos en materia de diálogo y de cooperación… en relación con la modificación de la aplicación del bloqueo, es donde nosotros no apreciamos avances tangibles”.

Por lo pronto, el presidente Obama visitará a Cuba el próximo 21 y 22 de marzo, convirtiéndose en el primer presidente estadounidense en visitar la isla desde 1928, para luego continuar hacia Argentina, los días 23 y 24 de marzo.

Más información en:
París y La Habana firman un convenio de cooperación agropecuaria”, Diario de Cuba, 18 de febrero 2016; “La diplomacia llega al ron”, El País, 9 de febrero 2016; “Estados Unidos podría buscar oportunidades comerciales agrícolas con Cuba luego del restablecimiento de sus relaciones diplomáticas”, Puentes, 21 de enero 2015. 

19 Junio 2015
Los presidentes de Perú y Honduras, Ollanta Humala y Juan Orlando Hernández, estrecharon sus relaciones comerciales con de la firma de un tratado de libre comercio (TLC) que permitirá un mayor...
Share: 
19 Junio 2015
Las economías más importantes de América Latina, México y Brasil, han decidido duplicar su intercambio comercial en los próximos 10 años y estrechar sus lazos bilaterales. En el marco de la primera...
Share: