Brasil cuestiona política agrícola estadounidense ante la OMC

26 Febrero 2014

El gobierno brasileño decidió solicitar un panel de implementación en la Organización Mundial del Comercio (OMC) en la reunión del pasado 19 de febrero.

 

El objetivo de la medida es verificar si la reciente aprobación del Farm Bill en Estados Unidos incorpora las conclusiones del Órgano de Solución de Diferencias (OSD) de la OMC en relación a la disputa “Estados Unidos-Algodón americano” (ver Puentes, septiembre 2009).

Según el Consejo de Ministros de la Cámara de Comercio Exterior de Brasil (Camex), indicios preliminares muestran que la nueva legislación agrícola prevé la utilización de mecanismos distorsionantes en el mercado de algodón estadounidense. El anuncio se hizo cinco días después de la divulgación por la Asociación Brasileira de Productores de Algodón (Abrapa) de una nota en la que se critica el contenido de la nueva política agrícola de Estados Unidos.

Según las proyecciones de la organización, la legislación agrícola contribuirá a una caída de los precios del algodón en el mercado internacional que podría variar entre 7 y 13,4 por ciento. Abrapa reafirmó su visión explicando que los instrumentos privilegiados por la política como el seguro adicional subsidiado por el gobierno estadounidense son aún más distorsionantes que las antiguas subvenciones otorgadas directamente a los productores. Manifestaron por lo tanto su apoyo a cualquier acción que pueda ser tomada por el gobierno brasileño a fin de contrarrestar los efectos negativos de la nueva legislación.

En la práctica, la decisión del gobierno brasileño suspende la aplicación de represalias contra Estados Unidos en la diferencia sobre el algodón. Según el ministro de relaciones exteriores de Brasil, Luis Alberto Figueiredo, aunque la represalia sea posiblemente una estrategia, “en ese momento lo importante será verificar si la nueva ley agrícola estadounidense responde o no a los requisitos establecidos tras la diferencia sobre el algodón”.

Cabe señalar que la aplicación de las medidas de retorsión no se presenta solamente como un asunto polémico para las relaciones diplomáticas entre Brasilia y Washington. La Confederación Nacional de la Industria (CNI) se opone a la medida considerando que perjudicaría a numerosas cadenas de aprovisionamiento que dependen de bienes producidos en Estados Unidos (ver Puentes, octubre 2010).

Es importante resaltar que Brasil no toma acción meramente con medidas ofensivas. La decisión del gobierno ocurrió pocos días después de la difusión de informe de la OMC que apunta a Brasil como el primer usuario de las investigaciones antidumping en el ámbito del sistema multilateral de comercio.

Entre octubre del 2012 y noviembre del 2013, el gobierno brasileño recurrió 39 veces a este tipo de estrategia. Lo último representa una reducción comparado a las 48 investigaciones iniciadas entre 2011 y 2012. En ambos casos, Brasil se destacó como el primer país en las estadísticas frente a países como India o el mismo Estados Unidos.

 

Traducción y adaptación de “Na OMC, questionará adequação da Farm Bill à decisão sobre algodão”, Pontes, Vol. 9, No. 1, febrero de 2014.

19 Febrero 2014
55ta reunión de la Asamblea de Gobernadores El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) celebrará la reunión anual de su Asamblea de Gobernadores del 27 al 30 de marzo, congregando en Bahía, Brasil,...
Share: 
27 Febrero 2014
La Comisión Europea adoptó directivas de negociación este 10 de febrero para un diálogo político bilateral y un acuerdo de cooperación con Cuba. Aunque la Posición Común de la Unión Europea (UE), que...
Share: