“Perú considera que el sistema multilateral del comercio es y seguirá siendo la base de las relaciones comerciales internacionales”

16 Diciembre 2015

¿Cuál es el estado actual del proceso de apertura comercial e integración de Perú? ¿Podría resumir los principales desafíos para los siguientes años?
El Perú ha considerado que es prioritaria su inserción en la economía mundial, es decir su integración a la economía mundial, y nuestras importaciones y exportaciones están prácticamente cubiertas por la red de acuerdos comerciales suscritos con las principales economías en el mundo, con lo cual consideramos que el proceso de apertura comercial está consolidado en el Perú. No obstante, también consideramos que debemos seguir esforzándonos en tener nuevos acuerdos con otras economías que nos permitan diversificarnos. Asimismo, en el marco de la integración regional latinoamericana, el Perú participa activamente en la Comunidad Andina (CAN) y la Asociación Latinoamericana de Integración (Aladi), habiéndose logrado importantes acuerdos que rigen la apertura comercial en bienes y servicios y en otros aspectos que coadyuvan a la integración comercial en materia de sanidad, transporte, obstáculos técnicos al comercio, facilitación del comercio, entre otros.

La Alianza del Pacífico se ha alzado como uno de los principales logros de sus cuatro economías fundadoras.
¿Qué sectores de Perú están avanzando con mayor celeridad en la integración económica con los demás miembros de la Alianza y cuál es la posición de las pymes y multilatinas en dicha dinámica?
Primero quisiera referirme a la suscripción del Primer Protocolo Modificatorio del Protocolo Adicional al Acuerdo Marco de la Alianza del Pacífico (AP) realizada en el marco de la X Cumbre Presidencial en Paracas el 3 de julio pasado y a la reciente aprobación del Protocolo Adicional al Acuerdo Marco por parte del gobierno peruano, que tuvo lugar el 25 de noviembre, hechos que constituyen muestras claras de la voluntad política del Estado Peruano de continuar profundizando este esquema de integración económica y comercial.

Ahora bien, respecto a su pregunta, el Perú ha presentado avances importantes en materia de cooperación regulatoria, facilitación del comercio, ventanillas únicas de comercio exterior (VUCE), pequeñas y medianas empresas (pymes) e innovación.

En ese sentido, en materia de cooperación regulatoria, se suscribió el Acuerdo Interinstitucional de Cooperación entre las Autoridades Sanitarias de los países de la Alianza del Pacífico y se acordó un anexo sobre Cooperación Regulatoria en materia de Cosméticos que forma parte integrante del Primer Protocolo Modificatorio del Protocolo Adicional al Acuerdo Marco de la AP. Este anexo constituye uno de los desarrollos del capítulo de obstáculos técnicos al comercio del Protocolo Adicional al Acuerdo Marco de la AP. El próximo sector que será incluido en el segundo plan de trabajo en materia de cooperación regulatoria es el de suplementos alimenticios/dietarios.

Por otro lado, se ha trabajado en la identificación de productos agropecuarios en los que la Alianza tiene potencial exportador en la región y también se ha establecido el mecanismo que contribuirá a intercambiar información en materia de insumos agrícolas.

Otro sector destacable es el de facilitación del comercio donde se viene trabajando en la identificación de tiempos de despacho de mercaderías, de problemas o cuellos de botella en operaciones de comercio exterior y, además, en la publicación y mecanismos de intercambio de información. Asimismo, el sistema Exporta Fácil utilizado por el Perú es una herramienta importante para la simplificación de procedimientos aduaneros para las pymes[1].

De igual manera estamos trabajando en la implementación progresiva de la interoperabilidad de las ventanillas únicas de comercio exterior con la finalidad de lograr procedimientos aduaneros más expeditivos.

En relación a la agenda de emprendimiento en el ámbito de las pymes de la AP, también venimos avanzando, y, en ese sentido, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha elaborado un estudio para promover la internacionalización y la inserción de la pymes en las cadenas globales de valor. Igualmente se viene analizando la viabilidad de un Fondo de Capital Emprendedor de la Alianza, y estamos trabajando en la creación de la Red de Centros de Desarrollo Empresarial de la AP[2].

En el caso de innovación, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha hecho entrega del mapeo de Ecosistemas de Innovación de los cuatro países y un documento resumen con recomendaciones específicas. De otro lado, próximamente se aprobará un instrumento de Cooperación Técnica de corto plazo para proyectos consensuados por US$ 360 mil con contrapartida de los países miembros, así como el proyecto de Bien Público Regional, con fondos del BID, por aproximadamente US$ 1,4 millones para la construcción del ecosistema de innovación de la Alianza y se validará la agenda pública-privada entre los sectores público y privado. A todas estas iniciativas se suman acciones con Estados Observadores, entre ellos Reino Unido, Suiza y Estados Unidos (EE.UU.), y proyectos específicos de innovación encargados a los países de la AP.

En este punto quiero resaltar el apoyo de entidades financieras internacionales como BID, OCDE y Corporación Andina de Fomento para la puesta en marcha de diversos proyectos de cooperación. A ello quisiera agregar la evaluación que venimos realizando los países de la Alianza para definir un relacionamiento de carácter comercial entre la AP y Nueva Zelanda.

Respecto al papel de las pymes y multilatinas, las micro, pequeñas y medianas empresas son las mayores generadores de empleo en los Estados Miembros de la AP, sin embargo, aún mantienen una muy moderada contribución al producto interno bruto de los mismos. A pesar de ello, mantienen un alto potencial de desarrollo a través de mecanismos como las compras públicas en los Estados Miembros, así como un alto potencial de crecimiento por fuera de los países de la Alianza en la medida que se logre su participación en las cadenas globales de valor. Finalmente, reconocemos que las pymes son promotoras de la reconversión productiva de la AP hacia negocios que generan un mayor valor agregado, con trabajadores mejor calificados y puestos de trabajo mejor remunerados.

¿Es factible pensar en el corto o mediano plazo en lograr la libre circulación de personas, más allá de “personas de negocios y tránsito migratorio”, con todo lo que ello implica en los mercados laborales?
En el tema de movilidad de personas se ha logrado la supresión de visas de negocios entre los países de la Alianza y se ha suscrito el Acuerdo Interinstitucional para un Programa de Vacaciones y Trabajo para estudiantes de pregrado y eventualmente posgrado. De igual forma se están desarrollando mecanismos progresivos para la implementación de la visa de la Alianza del Pacífico. Sin embargo, el elemento clave para lograr la libre movilidad de personas es el establecimiento de la Plataforma de Intercambio de Información Inmediata para la Seguridad Migratoria de la AP.

En ese sentido, debemos destacar los importantes avances alcanzados en la implementación de dicha Plataforma. Al respecto, la fase 1 (conectividad) se encuentra lista entre Colombia y México, mientras que entre Chile y Perú ya se han realizado pruebas exitosas. De esta manera, ya estaríamos próximos a iniciar la fase 2 la cual requiere la implementación de una infraestructura tecnológica robusta que a su vez demandará la asignación de recursos por parte de los países AP.

Esto, definitivamente, constituye un gran reto para la Alianza: alcanzar la movilidad plena para la prestación transfronteriza de servicios profesionales. Por lo pronto, estamos realizando consultas con determinados colegios profesionales de la AP que podrían tener intereses y posiciones más definidas, como por ejemplo el Colegio de Arquitectos e Ingenieros. Finalmente, estamos trabajando en la elaboración de un proyecto para un estudio cualitativo de las regulaciones nacionales.

¿Qué oportunidades se abren de acercamiento entre la Alianza del Pacífico y Mercosur ahora que la dirección económica de Brasil y Argentina podría estar cambiando?
En lo que concierne al relacionamiento de la AP con el Mercosur, se han establecido coordinaciones y acercamientos iniciales para poder identificar aspectos, foros o plataformas para posibles desarrollos temáticos.

Cabe señalar que si bien algunos países mantienen una presencia política y económica importante al interior de los bloques en los que participan, la posición de dichos bloques frente a terceros es definida por el consenso de los países que los integran, como es el caso de la AP, cuyas decisiones se basan en el principio del consenso de sus Estados Miembros.

Acaba de concluirse la negociación del Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP, por sus siglas en inglés) donde justamente participan México, Chile y Perú, también miembros de la Alianza.
¿Cuáles son las principales ganancias para Perú en esta negociación, tanto en acceso a mercado como en desarrollo de normas?
El Perú ganará en muchos aspectos cuando el TPP entre en vigencia. Obtendremos acceso preferencial a cinco nuevos mercados con los cuales no tenemos tratados de libre comercio (TLC): Australia, Nueva Zelanda, Malasia, Vietnam y Brunei Darussalam. Se ha calculado un incremento potencial de nuestras exportaciones no tradicionales a estos nuevos mercados por US$ 2.250 millones básicamente en frutas, hortalizas, textiles y granos andinos.

Asimismo, con el TPP mejoraremos el acceso preferencial con aquellos países con los que ya contamos con acuerdos bilaterales, por ejemplo con Japón y Australia. En el caso de Japón únicamente, son más de 1.000 líneas arancelarias que estaban excluidas en el acuerdo bilateral y que ahora contarán con acceso preferencial, principalmente en el sector agrícola y pesquero.

En adición a estas ganancias arancelarias, el TPP es beneficioso para el Perú por las oportunidades que ofrece a las pymes de acceder a las cadenas globales de valor. La acumulación de origen permitirá que las empresas peruanas importen y provean insumos desde y hacia cualquiera de los otros 11 países del TPP con preferencias arancelarias.

En cuanto al desarrollo de normas, al haber negociado e implementado un acuerdo comercial relativamente reciente con EE.UU., el Perú tendrá que desarrollar pocas normas para implementar el TPP. Sin embargo, las ganancias por la normativa acordada en el TPP se derivarán del hecho de que los demás países miembros, como Vietnam o Malasia, tendrán que cumplir con estándares que el Perú ya aplica en materia laboral, ambiental y de empresas del Estado.

¿En qué áreas Perú esperaba resultados diferentes?
Estamos satisfechos con el resultado de la negociación. En todo proceso de negociación es natural que ninguna Parte obtenga el 100% de sus intereses. Tal vez un resultado ideal hubiese sido que el TPP no tuviese cuotas para el ingreso de productos agrícolas o líneas excluidas en el sector agrícola. Sin embargo, estos tratamientos han sido minimizados al máximo y el TPP ofrece un acceso real en todos los mercados participantes y para prácticamente todo el universo arancelario.

Hace no más de un mes, Margaret Chan, directora general de la Organización Mundial de la Salud, advirtió que el TPP podría limitar la disponibilidad de medicamentos asequibles a sus miembros. ¿En qué situación se encuentra Perú al respecto?
No hay razón alguna para pensar o adelantar que el TPP encarecerá o afectará el acceso a los medicamentos y los tratamientos médicos en el Perú. Una pista sobre el futuro desenvolvimiento de este rubro la brinda lo ocurrido tras la firma del TLC con EE.UU., circunstancia en la que también se auguraron los peores horizontes para los precios y el acceso de la población a los medicamentos en el Perú. Sin embargo, el referido TLC, que entró en vigor en 2009, no tuvo efectos negativos sobre el acceso o precios de los medicamentos. De hecho, la oferta de medicamentos en el mercado interno se ha incrementado en los últimos años. Según datos del IMS Health, empresa líder en información global sobre la industria de la salud, el mercado farmacéutico retail peruano creció 35% entre 2010 y 2014. Además, según cifras obtenidas del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), mientras entre 2010 y 2014 la inflación aumentó 3,3% por año, los precios de los productos medicinales y farmacéuticos solo crecieron 2,8%.

Si bien el TPP contiene disposiciones sobre propiedad intelectual y salud pública, estas no solo se refieren a obligaciones sino también a flexibilidades que podrán ser utilizadas por los miembros en caso de presentarse la necesidad. Además, el Perú es un país comprometido con el aseguramiento del acceso a medicamentos de su población por lo que al margen del TPP viene desarrollando medidas para asegurar el acceso a los medicamentos por parte de la población.

¿Cuáles son los grandes desafíos que plantea la ratificación del acuerdo TPP en la economía peruana y cómo se reflejarán en su sociedad?
Como ya se mencionó, el Perú tuvo la ventaja de llegar a la negociación del TPP con un acuerdo de última generación ya implementado: el TLC con EE.UU.. Por lo tanto, el esfuerzo de implementación del TPP para el Perú será mucho menor al esfuerzo que deban hacer otros miembros del acuerdo.

Sin embargo, hay elementos que el Perú deberá implementar, como la protección de datos de prueba para productos farmacéuticos de origen biológico.

Las negociaciones megarregionales están tomando la delantera en los procesos de apertura e integración por encima del sistema multilateral de comercio. ¿Qué impactos prevé Perú a raíz de los acuerdos como el Acuerdo Transatlántico de Comercio e Inversión (TTIP) y la Asociación Económica Integral Regional (RCEP) y cómo podrían abordarse?
El Perú considera que el sistema multilateral del comercio es y seguirá siendo la base de las relaciones comerciales internacionales puesto que este permite que los flujos comerciales se realicen sin distorsiones ni desviaciones, además de que se aplican bajo el principio de no discriminación. Sin embargo, conscientes de que en la práctica las negociaciones multilaterales tardan mucho en avanzar, como un second best el Perú participa activamente en las negociaciones de los mega-acuerdos, que contienen un menor número de miembros y diferentes intereses permitiendo avanzar a una velocidad mayor que en el ámbito de la OMC. Esto se ha visto reflejado con la reciente culminación de las negociaciones del TPP, que como otros mega acuerdos ha incorporado nuevos temas a la agenda comercial.

Para el Perú el TTIP no es de preocupación, puesto que contamos con acuerdos comerciales con Estados Unidos y la Unión Europea. En el caso del RCEP, la situación es similar pues el Perú cuenta o está encaminado a negociar acuerdos comerciales con la mayoría de miembros de ese bloque, lo que minimiza el riesgo de desviación de nuestros flujos de comercio e inversión.

La Décima Conferencia Ministerial de la Organización Mundial del Comercio (OMC) está por celebrarse en Nairobi, Kenia, con pocas posibilidades de resultados positivos.
¿Cómo se presenta Perú a este encuentro: con qué expectativas y con qué oferta?
El Perú mantiene las prioridades y ambición establecidas desde inicios de la Ronda Doha como se ha reflejado en todos estos catorce años de negociación y como se ha ratificado en los diversos encuentros ministeriales en la OMC así como en otros foros como el caso del Foro de Cooperación Asia Pacífico (Apec). Ante el lento avance de las negociaciones, para Nairobi se presenta con propuestas técnicas sobre la mesa, trabajadas en estrecha coordinación con los sectores, que reflejan la prioridad que el país le otorga al sistema multilateral de comercio como la base de las relaciones comerciales internacionales.            

En efecto, en octubre presentamos una propuesta de Decisión Ministerial con el fin de establecer disciplinas para la eliminación de los subsidios pesqueros otorgados tanto a las actividades pesqueras que causen sobrepesca, como a las embarcaciones que realicen pesca ilegal, no declarada y no reglamentada. Nuestra propuesta busca además mejorar las disposiciones de transparencia de las notificaciones en la OMC de programas pesqueros. Un elemento importante en esta propuesta es el trato especial y diferenciado para la pesca artesanal, como un elemento crucial para la seguridad alimentaria, el desarrollo de las comunidades locales y la reducción de la pobreza.

En el caso de la exportación de productos agropecuarios, el Perú no otorga subvenciones, lo que nos permite tener una posición ambiciosa que ha sido reflejada en el ámbito multilateral a través de nuestra participación en el Grupo Cairns y en el G20 de las negociaciones agrícolas en OMC. Por ello, junto a varios países hemos presentado una propuesta en el ámbito de competencia de las exportaciones, que busca la eliminación de los subsidios a las exportaciones agrícolas de los países desarrollados para el 2018 y en el caso de los países en desarrollo para el 2021, así como mayores disciplinas a las medidas de efecto equivalente como la ayuda alimentaria, los créditos a la exportación, garantías y programas de seguro.

Finalmente y no menos importante, como manifesté en la última Cumbre de Apec hace unas semanas en Manila, es nuestra prioridad que se incluya en las negociaciones multilaterales la protección de los recursos genéticos y conocimientos tradicionales de las comunidades indígenas en el sistema de propiedad intelectual, por lo que hemos presentado una propuesta para que en las negociaciones post-Nairobi se agregue el tema de la divulgación obligatoria del origen de los recursos genéticos y los conocimientos tradicionales en las solicitudes de patentes, así como una referencia al consentimiento informado previo y al acceso y a la participación en los beneficios.

¿Es Perú parte de la posición que plantea que hay que finiquitar la Ronda Doha y empezar de cero o continuar con ella?
El Perú apoya la continuación de un trabajo post-Nairobi para el Programa de Doha para el Desarrollo. Los países en desarrollo como el Perú necesitan de los compromisos que solo pueden lograrse en el ámbito multilateral y que son parte de esta Ronda como los relacionados a propiedad intelectual, subsidios a la pesca y agricultura antes mencionados.

En la Ministerial de Bali, con la aprobación del Acuerdo sobre Facilitación del Comercio, los ministros demostramos que la capacidad negociadora y la posibilidad de llegar consensos sigue presente en la OMC. Es un trabajo largo, que requiere de mucha paciencia y de un compromiso técnico y político e involucra a una gran cantidad de países, pero que trae beneficios globales que beneficiarán no solo al Perú sino a todas las economías del mundo y a los agentes que participan en el comercio internacional.

¿Cuál es la situación interna de Perú respecto a la ratificación del Acuerdo sobre Facilitación del Comercio?
Nuestro país se encuentra realizando el proceso de perfeccionamiento interno para la ratificación del Acuerdo sobre Facilitación del Comercio. Esperamos culminar este proceso prontamente.

¿Cuál es la posición de Perú sobre la ampliación del Acuerdo sobre Tecnología de la Información (ITA)?
El Perú es parte de dicho acuerdo desde 2008, y nuestros compromisos en materia de reducción arancelaria en el acuerdo ya se encuentran 100% implementados. No hemos formado parte de las negociaciones para la expansión del Acuerdo denominado ITA 2. En la segunda mitad de este año tomamos conocimiento de la nueva cobertura de líneas arancelarias por lo que nos encontramos en un proceso de análisis técnico y detallado de cada partida arancelaria con los diferentes sectores involucrados.

¿Qué opinión tiene Perú sobre los acuerdos plurilaterales en negociación como el Acuerdo sobre Comercio de Servicios (TISA, por sus siglas en inglés) y el Acuerdo sobre Bienes Ambientales?
Como señalé anteriormente, el Perú considera que el sistema multilateral del comercio es y seguirá siendo la base de las relaciones comerciales internacionales y reconoce que los acuerdos plurilaterales pueden ir más allá en ciertas disposiciones. Es por ello que hemos seguido una estrategia de apertura comercial que considera que los acuerdos comerciales regionales y plurilaterales se complementan con las negociaciones multilaterales, lo que a su vez permite una retroalimentación provechosa.

Con respecto al TISA, el Perú tiene una participación activa desde que se iniciaron las discusiones por esta iniciativa en el 2012, así como a lo largo de cada ronda de negociación realizada en Ginebra. Para el Perú, estas negociaciones no solo son importantes por el gran número de participantes (24 miembros incluyendo a la Unión Europea como bloque), sino por el objetivo final de los participantes de llevar este acuerdo al sistema multilateral de comercio.

Es de resaltar que el hecho de ser una negociación plurilateral con un número diferente y menor de miembros, permite avanzar a una velocidad mayor que en el ámbito de la OMC, lo que contribuye además a lograr acuerdos en diferentes temas. Este aspecto es de particular importancia en el caso de las negociaciones de servicios que siguen un formato altamente complejo; por ejemplo, no es lo mismo hablar de servicios de construcción que servicios de Internet. El Perú espera poder llevar el TISA a la OMC y que ello permita dinamizar las negociaciones a nivel multilateral.

Con relación a la negociación del Acuerdo sobre Bienes Ambientales, nuestra posición siempre ha sido clara en el ámbito multilateral respecto a nuestro interés en buscar la liberalización de bienes de la biodiversidad y de productos orgánicos como parte de esta negociación por sus probados beneficios ambientales. Conocemos que la lista que se viene discutiendo a nivel plurilateral se concentraría en bienes del sector industrial.

Perú está en el proceso de desarrollo e implementación de su Estrategia de Crecimiento Verde. ¿De qué manera su proceso de apertura comercial está aportando a dicho cometido? ¿Qué oportunidades comerciales y productivas se desprenden de esa Estrategia?
El Perú está elaborando una estrategia de crecimiento verde, cuyo proceso es liderado por el Ministerio del Ambiente.


[1] En marzo de 2016, Perú ofrecerá a Estados Observadores de la región un seminario sobre pymes y facilitación del comercio.

[2] Proyecto Plataforma Multiservicio AP. Actualmente Programa Mi Empresa brinda servicios de asistencia y consultoría en el caso de Perú.

This article is published under
16 Diciembre 2015
Cada vez hay menos consenso entre los miembros de la Organización Mundial del Comercio (OMC) sobre la razón de las actuales negociaciones. En lo único que sí parecieran estar de acuerdo es en que no...
Share: 
16 Diciembre 2015
La extensión de los textos y de las obligaciones específicas asociadas al Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP, por sus siglas en inglés) es de miles de páginas, por lo que no es sencillo hacer...
Share: