Concluye XI Cumbre de la AP con integración de nuevos miembros observadores

11 Julio 2016

La XI Cumbre de la Alianza del Pacífico se llevó a cabo a principios de julio y marcó no solo el avance del bloque, sino además un nuevo impulso en la integración de la región con la presencia de Argentina como miembro observador.

 

La XI Cumbre de la Alianza del Pacífico (AP) –precedida por el III Encuentro Empresarial– se llevó a cabo el 1 de julio y se registraron interesantes avances en materia de integración y desarrollo.

Las cámaras de Comercio de los cuatro miembros firmaron la ampliación del Acuerdo de Cooperación de la AP, suscrito en 2014, el cual permite diseñar un sistema de solución de diferencias seguro, técnico y confiable que incluirá normas uniformes, listas de árbitros y tarifas, disponibles para empresarios y otras entidades.

De igual manera, y en el contexto de la Tercera Cumbre Empresarial de la AP celebrada el 30 de junio, se creó una Aceleradora de Negocios, la cual busca facilitar el acceso a los emprendedores a los mercados del bloque regional. Se firmó también un memorando de entendimiento entre inversionistas, el cual implica –junto con la aceleradora– un importante avance en el objetivo de externalización de las empresas de la Alianza.

De acuerdo a las palabras de Adrian Magendzo, consultor principal a cargo del área de emprendimiento de la división de competitividad, tecnología e innovación del Banco Interamericano de Desarrollo, “nuestros mercados en general son pequeños y aún precarios en lo que se refiere a ciencia, tecnología e innovación. Los países de la Alianza del Pacífico en su conjunto cuentan con una población superior a los 220 millones de personas y es la octava mayor economía del mundo. Si cooperamos en estos temas podremos aprovechar las oportunidades que se presentan a partir de un mercado de mayor tamaño y la disponibilidad de capital humano, recursos y capacidades complementarias que pueden ser compartidos entre los países”.

Cabe destacar que durante la Cumbre Empresarial participaron más de 700 autoridades gubernamentales, empresarios y representantes institucionales y contó además con la participación de los presidentes Mauricio Macri, Luis Guillermo Solís, Juan Manuel Santos, Michelle Bachelet, Enrique Peña Nieto, Ollanta Humala y el presidente electo de Perú, Pedro Pablo Kuczynski.

En particular, durante la Cumbre de la AP se firmó la Declaración de Puerto Varas, donde se determinaron 73 decretos presidenciales entre los cuales destaca la predisposición del grupo para continuar avanzando en la integración financiera, la implementación de un nuevo esquema de cooperación entre la Alianza y sus Estados observadores, el interés en la adhesión de Costa Rica al grupo y el trabajo en la integración del grupo con el resto del mundo.

La AP, compuesta por Chile, Colombia, México y Perú, constituye la octava potencia económica y la octava potencia exportadora a nivel mundial. En América Latina y el Caribe, el bloque representa el 39% del producto interno bruto (PIB), concentra el 52% del comercio total y atrae el 45% de la inversión extranjera directa. Concentrando una población de 225 millones de personas con un PIB per cápita promedio de US$ 16759, sus negociaciones y decisiones han pasado a ser clave en el comercio global y de la región.

Durante esta última cumbre, Argentina, Egipto, Eslovaquia, Noruega, República Checa, Rumania y Ucrania pasaron se convirtieron oficialmente en miembros observadores de la AP, lo que fortalece la proyección del bloque.

Presencia de Mauricio Macri y Luis Guillermo Solís
Durante los últimos 13 años de la administración Kirchner en Argentina, las relaciones con los países de la AP se vieron marcadas por cierto distanciamiento. El ingreso de Argentina como miembro observador de la AP, durante la gestión del presidente Macri, es una señal positiva de acercamiento a un bloque dinámico, marcado por una ideología de libre mercado. 

Si bien el carácter de observador no implica compromisos institucionales, ya que esto violaría la resolución 32/00 del Mercosur, implica un paso importante en la integración y promoción del desarrollo de la región. Uruguay y Paraguay, otros dos miembros de Mercosur, ya tienen el estatus de observador en la AP. Una cooperación estrecha entre Mercosur y la AP sería un verdadero avance en la integración latinoamericana, al mismo tiempo que podría implicar un mayor desarrollo entre los miembros.

Por su parte, la presencia del actual presidente electo de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, da indicios de avance en la adhesión del país al bloque, aun cuando hay algunos sectores de la sociedad costarricense, especialmente el agropecuario y el agroindustrial, que se oponen a la adhesión de su país.

Más información:
AP: el debut de Macri y las claves del bloque que encarna la ofensiva conservadora”, Rocio Magnani, julio 2016; “AP en Costa Rica”, Central America Data, junio 2016; “Argentina valora acercamiento con la AP pero descarta integración en el corto plazo”; Emol; junio 2016. 

11 Julio 2016
Las inversiones en infraestructura y logística en Panamá han contribuido significativamente al crecimiento del país, es por esto que el país ha apostado fuertemente en la innovación y ampliación de...
Share: 
21 Julio 2016
A principios de julio, Argentina volvió a mostrar el esfuerzo que está realizando su Gobierno para impulsar sus relaciones internacionales cuando luego de 20 años su presidente, Mauricio Macri,...
Share: